rencontres est El estadio rojiblanco despide la Copa de Europa en su partido número 50.Casi la mitad de ellos han sido en los últimos cuatro años. EL MUNDO

Aunque ahora sea una rutina, echando la vista atrás sorprende que el Atlético de Madrid sólo ha participado en 12 ediciones de la Copa de Europa, hoy Champions, a una distancia sideral del Real Madrid (47 presencias) y del Barcelona (27). El Valencia apenas la ha jugado una vez menos (11). Quitando su primera presencia (temporada 58/59), donde llegó a semifinales, y perdió contra el Real Madrid, jugada en el Metropolitano, el resto de los partidos como local del Atlético en la gran competición de clubes han sido en el Vicente Calderón, que este miércoles celebra su partido 50 en Champions y que dirá adiós con tristeza o con la mayor alegría de su historia -a la altura de la Intercontinental de 1974- si logra el (im)posible de darle la vuelta a un 3-0 ante el Real Madrid y meterse en la final de Cardiff.

http://faddisandfaddis.com/limon/2961 BALANCE

En las 49 noches europeas disputadas hasta el momento, el Atlético ha logrado site rencontre 34 gratuit 34 victorias, 10 empates y sólo cinco derrotas (Vojvodina, Borussia Dortmund, Ajax, Oporto y el Benfica). Ha marcado 88 goles y ha visto cómo le marcaban 28, una diferencia de +60. Es decir, el Atlético ha sacado adelante el 70% de los encuentros que ha jugado. De esas 49 noches, por cierto, en la época de Simeone se han disputado 22, 23 con el del miércoles, y en ese tiempo apenas una derrota (1-2 contra el Benfica) y algún empate aislado (Chelsea, Real Madrid o PSV).

http://www.thewoolshed.com.au/?mirti=recherche-femme-pour-mariage-musulmane&8c7=9e LA PRIMERA

Cómo no, está protagonizada por dating websites be Luis Aragonés. Fue el 12 de octubre de 1966 y el rival fue el Malmoe sueco, que curiosamente también ha estado recientemente (fase de grupos de la 14/15). Hace ya 51 años, el Atlético estrenaba el Calderón con el partido de vuelta habiendo ganado en la ida 0-2. En el minuto 18, el mito del Atlético, el eterno 8, marcaba el primer gol europeo en el estadio recién estrenado. Luego empatarían los suecos, pero http://aebone.org/listik/lili/4748 Mendonça y http://usamaf.com/molokosos/2236 Urtiaga dieron la primera victoria doméstica en este estadio que dice adiós.

how long have you been dating him ¡AY LOS FOCOS!

No hubo que esperar mucho para vivir una de esas noches raras que adornan la historia rojiblanca. Fue el 14 de diciembre de ese mismo 1966 y el Atlético jugaba la vuelta contra la Vojvodina serbia, cuyo entrenador era Vujadin Boskov. En la ida el Atlético había caído por 3-1. El Atlético gana 2-0 el día que rencontre tenders se estrena la iluminación artificial del Calderón y la Vojvodina acepta jugar en Madrid el desempate a cambio de que les paguen la estancia de una semana y les den la mitad de la taquilla. En el desempate, el Atlético iba ganando 2-1 cuando Rodri, el portero, no vio venir un disparo lejanísimo. Luego confesaría que un foco, los focos nuevos, le habían deslumbrado. En la prórroga, la Vojvodina hizo el 2-3 y eliminó al Atlético, que tardaría en volver.

http://faddisandfaddis.com/limon/3041 SIN GENTE

Una de las noches más extrañas de estas 50 quedará para la historia, sin duda. Fue el 26 de noviembre de 2008. El Atlético había vuelto a la Copa de Europa tras 12 años de ausencia y en el primer partido, ante el Olympique de Marsella, unos incidentes provocaron una sanción de la UEFA. Primero dos partidos a puerta cerrada. Luego uno. Y fue contra los holandeses del PSV. Un estadio en silencio, apenas roto por 1.000 locos rojiblancos que desde fuera trataban de animar a los suyos, que ganaron 2-1.

NOCHES INOLVIDABLES

Por supuesto, en esta categoría no cabría, aunque es obligado mencionarla, la del 10 de abril de 1975, cuando el Atlético logró su título más importante, la Copa Intercontinental ante Independiente de Avellaneda. Sin embargo, hay que ceñirse a la Copa de Europa y ahí caben varias. La primera gran remontada Europea: fue en octavos de la 70/71, ante el Cagliari italiano, y tras perder 2-1 en la ida Luis Aragonés hizo un hat-trick poniendo el estadio patas arriba. El pase a la final de 1974: después de empatar en Glasgow ante el Celtic en la ida (0-0) en aquella batalla campal, el Calderón debió esperar 77 minutos, al gol de Gárate, para ponerse por delante y sacar el billete a la final contra el Bayern. De las más recientes, el 4-1 contra el Milan (octavos de final de la 13/14) o el 1-0 contra el Barça (cuartos de ese mismo año), incluso el 2-0 del año pasado también en cuartos de final y también contra el Barcelona todavía están impresos en el imaginario colectivo rojiblanco, que suspira, cómo no, por dejar todo esto atrás por lo que pase este miércoles.

Categorías: Sin categoría

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Marquez Valdes-Scantling Jersey